Por un lado, el Gobierno de la CDMX, de la 4T se pone a perseguir a los industriales de la publicidad exterior, mientras que, por otro, regala concesiones de ese tipo a sus cuates.

Estás aquí: